RCD / NOTICIAS

Bóveda: "Tengo absoluta fe en que la plantilla es buena"

24/10/2019 20:30

Eneko Bóveda destacó esta mañana en la sala de prensa de Abegondo que "según pasan los días desde el último accidente, cada vez duele un poco menos, tienes menos presente lo que ha pasado y más presente lo que quieres que pase. En esa línea estamos. A estas alturas de la semana conviene mucho más estar pensando en lo que pueda venir que lamentándose por lo que no tiene vuelta atrás; aunque evidentemente nadie puede dejar de lado las circunstancias en las que estamos y tampoco conviene olvidar del todo cosas que no se han hecho bien y que están en nuestras manos mejorar o intentar mejorar".

El lateral deportivista recuerda que en el mejor de los casos de lo que ocurra este sábado 26 de octubre en El Sardinero ante el Real Racing Club (18:00 horas, Movistar LaLiga 1), "que es ganando, seguiríamos estando en una mala situación y en el peor, que es perdiendo, el domingo volverá a salir el sol y nosotros no vamos a quedarnos de brazos cruzados y seguiremos creyendo o seguiríamos creyendo que lógicamente todas nuestras posibilidades siguen abiertas".

Opina Bóveda, que además ya es Técnico Deportivo en Fútbol (Nivel II) por la Escuela de Entrenadores del RC Deportivo, que lo que le pasa al equipo "es una suma de muchos factores. Si parto de la base en la que creo que la plantilla tiene muy buen nivel para la categoría, tiene que ser la suma de varios factores la que nos ha hecho llegar a esta situación. Seguro que habrá habido errores técnicos, tácticos, mentalidades más frágiles, más miedosas, incluso alguna vez hasta te puede perjudicar hasta la suerte".

Propone como fórmula para salir de esta situación, "pero no ahora, la que me he agarrado toda la vida, sobre todo en los momentos malos que uno tiene esa ansiedad de que llegue un partido y gane, abogar más por el día a día. Sé que diciendo esto, al que quiera oír grandes cosas no le digo nada. Pero es en lo que creo. Venir aquí, entrenar bien, que la gente se vea rápida, se vea fuerte, se vea centrando bien, despejando bien. Llegará el partido, saldrá bien o mal. Es la única forma en la que uno no deja que esto le supere y que se va a la cama habiendo hecho todo lo posible para estar lo mejor posible. Que al final es de lo que se trata".

Preguntado por el papel de los más veteranos en un bloque con mucha gente joven como es el Dépor, explica que "hay 2 sitios en los que puede un jugador ayudar al equipo. En el campo y fuera. En el campo, la confianza es contagiosa. Cualquier jugador que salga al campo y que transmita seguridad en sí mismo, control de la situación y demás, va a ser de gran ayuda para los de al lado. Que algunos pongan la semilla a la que se agarre más gente. Y después fuera del campo se nos puede exigir a los que más tiempo llevamos en esto, porque se da por supuesto que tenemos que manejar más recursos para estas situaciones, mantener una línea de conducta que no reste, mantener en la medida de lo posible los ánimos altos, un equilibrio entre la exigencia y las buenas palabras. Todo eso, intentar sumar, ayudar al grupo que venga al día a día con el mejor estado de ánimo posible".

En cuanto a los objetivos, según Bóveda, "pongas los que pongas, al final nunca vas a renunciar a ganar el partido que viene. Puedes ponerte el objetivo de 50, 60, 70 puntos pero al final no sé hasta que punto puede ayudar una cosa u otra a la hora de plantearte el siguiente partido. Tenemos un partido muy importante, crítico. Todo lo que sea salirnos del guión del día a día, partido a partido, no le veo mucho sentido y más en una situación donde a priori los objetivos de los que se hablaba a principio de año ahora suenan un poco raros".

Entiende perfectamente las críticas y las dudas de la afición hacia la calidad de la plantilla: "Me parece muy normal porque por una parte hay un componente sentimental muy grande de lo último que ves, de la frustración que tienes de ver unos jugadores que no se imponen a los demás equipos. Porque a esa teoría la avala la clasificación. Desde la otra parte defiendo un poco el hecho de que a un jugador, por muy bien o mal que lo haga, el carnet de jugador no se le da o se le quita en 5 o 10 partidos. La gente que está aquí tiene una trayectoria de hace nada, del verano, donde eran jugadores, muchos o todos los que han venido, muy cotizados. Y por algo son cotizados. Se puede equivocar un director deportivo, pero que se equivoquen muchísimos directores deportivos a la hora de ponerles un precio a los jugadores, es difícil. Que luego eso no te garantiza ni buenos rendimientos ni resultados, está claro. Tengo absoluta fe en que la plantilla es buena".

Confiesa que "tenemos recursos en nuestras manos" para trabajar contra el síndrome de bloqueo, de 'piernas congeladas': "Tenemos a un psicólogo que está trabajando con nosotros, a un entrenador que está muy pendiente siendo muy consciente de eso. Todos esos nos tienen que ayudar. Pero después está un factor individual. El hecho de darte cuenta de qué es lo que te pasa para salir al campo y que se produzcan esas sensaciones. Ser autocrítico en el sentido de 'igual así no voy demasiado bien' y luego trabajarlo. Recursos tenemos pero la dificultad está ahí. Entre todos trataremos de transmitir la máxima calma, confianza y espero que el grupo tome impulso".

Finalmente, del Real Racing Club, indicó que "conozco a muchos jugadores porque han tenido algún contacto con el fútbol vasco, en el grupo de Segunda B de allí. Es un equipo que se me hace cercano. Como características de juego, lo que venían haciendo el año pasado: proponer mucho con balón, mucha participación del portero, intentan dominar los partidos a través de la posesión. El míster sabe más que yo y es el que nos va a preparar, poner vídeos, proponernos la forma en la que podemos hacerles daño".

Más noticias de: BÓVEDA