RCD / NOTICIAS

Tres puntos clave para enfilar la Primera RFEF (1-0)

04/04/2021 21:14

El Deportivo arrancó la segunda fase con victoria ante el Marino de Luanco, merced a un solitario tanto de Miku, que transformó un penalti cometido sobre Lara al cuarto de hora de la segunda parte y que vale tres puntos vitales para enfilar la clasificación para la Primera RFEF.

Rubén de la Barrera prácticamente repitió el once que venció el pasado fin de semana al Zamora CF. El único cambio, obligado por sanción, fue la salida de Uche Agbo y la entrada de Lara, con lo que Raí retrasó su posición a mediocampo.

La de hoy fue la segunda visita del Marino de Luanco a ABANCA-RIAZOR y también el segundo partido entre ambos equipos. El primero fue una eliminatoria de Copa del Rey a partido único en la Temporada 2001-2002. En aquella ocasión, el Deportivo se impuso en el Municipal de Miramar por 1-4. Sin embargo, los asturianos habían saltado al césped del estadio herculino con anterioridad, el 14 de abril de 1997, para enfrentarse a un Fabril que los derrotó por 2-0 en partido del Grupo 1 de Segunda B.

El partido tuvo dos partes bien diferenciadas. Una primera en la que el Marino de Luanco llevó la batuta y disfrutó de los más claros acercamientos a la portería rival. Pocos fueron, sin embargo, ya que el juego se desarrolló entre constantes imprecisiones en la zona ancha y los sistemas defensivos imponiéndose con claridad a los ataques.

La primera llegada fue un tempranero córner a favor del cuadro luanquín que cabeceó Trabanco a manos de Lucho García. La ocasión más clara del Deportivo en el primer periodo fue un remate de Raí llegando desde atrás, a pase de Keko Gontán. El disparo del brasileño llevaba veneno y se iba lejos del alcance del portero visitante, pero se estrelló contra las piernas de un defensa.

A la media hora, un centro-chut de Luis Morán desde el extremo derecho se le escapó de las manos a Lucho García. Borja Granero estuvo rápido para conjurar el peligro. Ya al filo del descanso, el Marino de Luanco dispuso de su mejor oportunidad, en un cañonazo raso de Álex Arias desde dentro del área que rechazó el portero colombiano en un alarde de reflejos. El balón suelto lo despejó Mujaid a saque de esquina.

La segunda mitad arrancó siguiendo con la línea general de la primera, con un centro-chut de Guaya desde la izquierda que esta vez si detuvo con seguridad, yendo al suelo, Lucho García. El panorama cambió a partir de entonces, comenzando el Deportivo a jugar con mayor precisión en campo contrario y a impedir cualquier tipo de ataque del Marino de Luanco.

Borja Granero tuvo que abandonar el campo con un golpe en la cadera. Valín entró por el defensa valenciano y Bóveda pasó a formar pareja con Mujaid en el centro de la defensa. Poco después, Lara se internó en el área, lanzado por el extremo izquierdo tras un preciso envío largo de Álex Bergantiños orientado con un perfecto control por parte del extremo andaluz. Emilio Morilla lo derribó y el colegiado señaló el punto de penalti. La pena máxima la transformó Miku con un potente derechazo hacia la derecha del portero asturiano.

En el minuto 67 se produjo la única llegada clara de los visitantes en la segunda mitad. Luis Morán centró desde la derecha y Lora llegó a rematar de cabeza, pero tan forzado que el balón salió bombeado, muy débil a manos del portero deportivista. Los blanquiazules tuvieron varias opciones de sentenciar en los minutos finales. Raí lo probó tras una buena acción coral, en el minuto 80, pero su disparo desde el borde del área se fue por encima del travesaño. Tres minutos más tarde, Borja Galán peleó un córner por alto ante Chechu Grana fuera del área pequeña y el guardameta visitante no atrapó el cuero, que quedó a pies de Bóveda. El defensa vasco no precisó su volea con la izquierda, que se perdió por la línea de fondo.

Con esta victoria, el Dépor continua liderando el Subgrupo D en pos de una de las dos plazas que dan acceso a la nueva Primera RFEF para la próxima temporada. Los blanquiazules totalizan 32 puntos, por 30 del Racing de Ferrol y 28 del CD Numancia.

RC Deportivo: Lucho García, Bóveda, Mujaid, Borja Granero (Valín, min. 52), Salva Ruiz, Villares, Álex Bergantiños, Raí (Borja Galán, min. 83), Keko (Rayco, min. 83), Miku (Claudio Beauvue, min. 83) y Lara (Gandoy, min. 69).

Club Marino de Luanco: Chechu Grana, Borja, Emilio Morilla (Orviz, min. 73), Trabanco, Miguel Prado, Guaya, Luis Morán (Iván Fernández, min. 73), Nacho Matador (César Suárez, min. 86), Lora (Enol, min. 86), Álex Arias y Mendi (Chiqui, min. 53).

Gol: 1-0 Miku, de penalti (min. 61).

Árbitro: Pozueta Rodríguez (c. cántabro). Tarjetas amarillas a Luis Morán (min. 38), Emilio Morilla (min. 70) y Villares (min. 85).

Incidencias: partido de la 1ª jornada del Grupo 1 Subgrupo D de Segunda División B disputado en el Estadio ABANCA-RIAZOR con asistencia limitada a 500 espectadores debido a la pandemia de COVID-19.