RCDeportivo RCDeportivo RCDeportivo
ES
FABRIL

Óscar Gilsanz recalca que el objetivo del Fabril es "sumar puntos" a la vez que "tener un buen comportamiento a nivel competitivo"

Óscar Gilsanz advirtió esta mañana en rueda de prensa que "los partidos son todos trascendentes porque te juegas los 3 puntos que te hacen pasar la semana con mayor confianza. Nosotros pensamos solo en nuestro partido y no en otros duelos porque en lo que no depende de nosotros no debemos gastar energías. La energía debe de estar en nuestro partido independientemente de que el rival esté en puestos de descenso, que si suma o si gana se nos acerca y comprime todo mucho más".

Así pues, el objetivo para el entrenador blanquiazul es "sumar puntos, tener un buen comportamiento a nivel competitivo y estar más cerca de ganar".

Destacó que, tras el empate sufrido en el minuto 95 en Aranda de Duero el pasado sábado, "el grupo joven tiene ciertos beneficios. Los jugadores jóvenes se ponen pronto en modo semana nueva. Cuando se pierden puntos en el descuento, sea 1 o 2 como en este caso, es jodido pero forma parte del fútbol. Cuando lo ves en otros rivales y dices 'esto no puede pasar'; y pasa. Es fútbol. Siempre ha pasado y siempre pasará. Hay que poner los medios para que el equipo sea capaz de no sufrir esa situación pero en el fútbol siempre habrá goles en los últimos minutos y al que los marca y suma esos puntos supone un subidón de confianza, de moral, de adrenalina, de todo; y cuando los encajas es un bajón en ese momento. Esto es fútbol y cuando empieza la semana ya estás pensando en el siguiente partido porque tienes que centrar las energías. Todo está tan igualado que tienes que centrar todas tus energías en el siguiente partido".

Valora la dificultad de la Segunda Federación en el proceso de formación de los jugadores del filial porque "el fútbol es así. No siempre eres superior, no siempre peleas por objetivos de la primera mitad de la tabla sino que a veces peleas por salvar la categoría".

Recuerda que "desde el principio sabíamos que independientemente de lo que ocurriese con los jugadores que promocionasen o no íbamos a tener el objetivo de estabilizarnos en una categoría importante para tener al filial. Pero sabíamos que íbamos a tener dificultades. La mayoría de los jugadores debutaban en esta categoría con lo que tienes siempre el reto de que se adapten cuanto antes, de que tengan un buen rendimiento pero con las dudas de que es una categoría nueva para todos y que el objetivo era este, estabilizarnos en la categoría".

El técnico fabrilista cree que "estamos en esa fase, donde más o menos creíamos que estaríamos" y compara la presión de esta temporada "con la del año pasado por ser primeros y por ascender. Jugamos toda la segunda vuelta con el 2º clasificado a 2 puntos. La sensación es que parecía que nos estaba apretando pero realmente nunca estuvimos a menos de 2 puntos. El grupo, a pesar de ser muy joven, con jugadores juveniles, asumió ese reto, esa presión de tener que responder cada partido. Eso es una fase de aprendizaje más. Es diferente en cuanto al objetivo pero estamos en una categoría superior y los chicos también lo valoran".

Del CD Covadonga, rival este domingo 11 de febrero en Abegondo (17:00, Youtube RC Deportivo y TVG-2) apunta que "empezó haciendo un buen fútbol, teniendo el control de los partidos a través del balón pero sin ser muy efectivos. Fueron cambiando, también hubo un cambio de entrenador. Es un equipo que es más fuerte como local que como visitante. Ahora está siendo mucho más aguerrido, parte con defensa de 5 para ser más fiable defensivamente y aprovechar las acciones que pueda tener en ataque".

Finalmente preguntado por Iano Simão, opina que "cuando un jugador promociona al primer equipo el mérito es de él, de su trabajo y de lo que hizo en el día a día hasta ahora. Lo que necesita es seguir trabajando igual y seguir mejorando para ser cada vez mejor".