RCD / NOTICIAS

Eneko Bóveda cree que poder acabar la liga "depende de algo que está muy por encima del fútbol"

23/03/2020 18:39

Eneko Bóveda atendió a los medios de comunicación en la sala de prensa virtual del RC Deportivo, minutos antes de que la Comisión de Seguimiento Liga-RFEF anunciase la suspensión de las competiciones profesionales hasta que el Gobierno de España y las autoridades competentes consideren que se puedan reanudar.

El defensor deportivista cree que finalizar la competición esta temporada "depende de algo que está muy por encima del fútbol, de algo que está afectando a todo el mundo. Los plazos no los va a marcar la necesidad que tenga LaLiga o el fútbol de terminar ciertas competiciones si cómo avance o deje de avanzar esta pandemia". "Otra cosa es que a nosotros nos gustaría que se puede jugar, que las competiciones acabaran y las clasificaciones finales fueran lo más justas posibles", añade.

En esta línea, considera que "lo que pasa en el fútbol supongo que estará pasando también a nivel empresarial en muchos sitios. Gente que ve la posibilidad de tener pérdidas importantes son los que más prisa tengan por volver a una situación normal. Ojalá esto se acabe pronto, ojalá se puedan minimizar las pérdidas pero primero va a ser solucionar el problema de salud que ahora existe y después intentar entre todos amotiguar esas posibles pérdidas que pueda haber e intentar que no las haya".

Respecto a los ERTES a los que se sumaron clubes deportivos, apunta que "los futbolistas somos un colectivo que no dejamos de ser trabajadores. La legislación es la misma para nosotros que para cualquier trabajador. Hay ciertas cosas que no dependen de uno mismo, ni siquiera de los trabajadores. Nosotros tenemos nuestros organismos para defendernos y velar por nuestros intereses. Y lo que vamos a intentar es lo ideal en esta situación que se presuponen pérdidas económicas importantes a todos los niveles, y lo más justo sería asumir el reparto más justo posible de esas pérdidas y que nadie sea el más perjudicado. Es la situación ideal en cualquier grupo o colectivo".

Muestra su deseo de que se pueda reanudar la competición y apunta que "los futbolistas estamos en general dispuestos a afrontar un escenario no ideal si es por el bien de que la rueda pueda seguir girando. No sé como está el tema legal de poder seguir jugando más allá de la finalización de ciertos contratos (30 de junio) pero en este punto todo el mundo asume que va a tener que hacer un esfuerzo que en principio no estábamos preparados".

A las personas que se saltan el confinamiento, Eneko Bóveda pide que "piensen en las personas que más están sufriendo esto, las víctimas directamente de la enfermedad, como la gente que está teniendo que trabajar y pasa por delante suya un montón de personas, como la gente que está pasando un día tras otro en una casa pequeña con mucha gente o cuidando a niños pequeños. Eso debería quitar las ganas de saltarse cualquier recomendación".

Subraya que esta situación "es algo que se recordará mucho tiempo, que nos preguntarán nuestros hijos. Si nos recuerdan por algo será por haber actuado bien y no por ser la generación desastre".

En cuanto a su situación personal, advierte que le queda un año más de contrato en el Dépor y "estoy contento aquí, muy contento, en el Club y mi familia en la ciudad. Pienso en Deportivo a día de hoy. Después uno como futbolista no puede hacerse muchos planes más allá de mayo o junio".

Asegura que "va muy bien" la recuperación de su lesión muscular. "Me atengo al plan que me manda el fisioterapeuta, ahora ya con el readaptador. En pocos días me uniré al plan general que tenemos con Manuel (Pombo). Las situaciones son muy buenas. En una situación normal estaría empezando a entrenar con el grupo o muy cerca".

Esta situación de confinamiento, según Eneko Bóveda, traerá consecuencias a nivel mental. "Habrá gente que tenga más espacio para hacer cosas en casa, menos espacio; más herramientas, menos; más ganas, menos ganas; que coja peso antes, que coja menos. Va a ser curioso la vuelta a la marcha, ojalá que pronto. Tenemos al cuerpo técnico muy encima para que no nos dejemos porque es nuestro deber. Psicológicamente, como personas normales, como un grupo de 25 personas normales, algunos tenderán a estar más tristes, otros más felices, ansiosos, apáticos. De momento yo estoy muy bien. Tengo un entretenimiento que no se le acaban las pilas que es mi hijo. Tampoco me sobra el tiempo durante el día. Animar a la gente también", aclara.

Cuenta que se quedó en A Coruña, "mi mujer, mi hijo y mi hermana que justo había venido de visita. Lo estamos llevando bien. El niño está encantado de que estemos más tiempo que nunca en casa y con él. Hemos intentado ser lo más organizados posibles, con un horario muy marcado para no caer en la desgana de no hacer nada. De ánimos bien. No está siendo días especialmente malos y sí raros".

Más noticias de: BÓVEDA